Liturgia de las horas: 8 de mayo, Bienaventurada Virgen María, medianera de la gracia

Virgen María, Medianera de la Gracia, con San Francisco de Asís

8 de mayo
BIENAVENTURADA VIRGEN MARÍA,
MEDIANERA DE LA GRACIA
Memoria libre para OFM

La Familia Franciscana, fiel a la herencia recibida de Francisco de Asís, ha profesado siempre un sincero y tierno amor a la Madre de Jesús en todos sus misterios, y ha visto en la mediación universal de María su misión maternal, que ejerce junto a su Hijo -único Mediador entre Dios y los hombres- a través de la impetración y concesión de todas las gracias. Esta verdad, defendida ya por san Bernardo, fue formulada por san Bernardino de Siena en aquellas conocidas palabras: «los dones celestiales provienen del Padre al Hijo, del Hijo a la Madre, y ésta los derrama como lluvia benéfica sobre la tierra».

Esta conciencia de que María como intercesora y medianera de la gracia, la vive la Familia Franciscana con confianza gozosa, fruto más de la fe y del amor que de la reflexión teológica. Dejando a un lado, aunque sin negarlos, los problemas ecuménicos y teológicos, convierte esta prerrogativa de la Virgen en objeto de oración y celebración.

Esta fiesta litúrgica la introdujo el papa Benedicto XV en 1921 , primero en Bélgica y después en otras naciones y Congregaciones religiosas, entre ellas la OFM. Inicialmente se celebraba el 31 de mayo, y después pasó a celebrarse el 8 del mismo mes.
Del Común de santa María Virgen.

Oficio de lectura

SEGUNDA LECTURA
De la Carta encíclica Redemptoris Mater, de san Juan Pablo II, papa
(Núms. 38 y 39)

La mediación de María participa de la única fuente
que es la mediación de Cristo

La Iglesia sabe y enseña con san Pablo que uno solo es nuestro mediador: Dios es uno, y único también el mediador entre Dios y los hombres: el hombre Cristo Jesús, que se entregó en rescate por todos. La misión maternal de María para con los hombres no oscurece ni disminuye en modo alguno esta mediación única de Cristo, antes bien, sirve para demostrar su poder: es mediación en Cristo.

La Iglesia sabe y enseña que todo el influjo salvífico de la Santísima Virgen sobre los hombres dimana del divino beneplácito y de la superabundancia de los méritos de Cristo; se apoya en la mediación de éste, depende totalmente de ella y de la misma saca todo su poder, Y, lejos de impedir la unión inmediata de los creyentes con Cristo, la fomenta. Este saludable influjo está mantenido por el Espíritu, quien, igual que cubrió con su sombra a la Virgen María comenzando en ella la maternidad divina, mantiene así continuamente su solicitud hacia los hermanos de su Hijo.

Efectivamente, la mediación de la Virgen está íntimamente unida a su maternidad y posee un carácter específicamente materno que la distingue del de las demás criaturas que, de un modo diverso y siempre subordinado, participan de la única mediación de Cristo, siendo también la suya una mediación participada.

La enseñanza del Concilio Vaticano II presenta la verdad sobre la mediación de María como una participación de esta única fuente que es la mediación de Cristo mismo. Brota de su maternidad divina y puede ser comprendida y vivida en la fe, solamente sobre la base de la
plena verdad de esta maternidad. Siendo María, en virtud de la elección divina, la Madre del Hijo consustancial al Padre y compañera singularmente generosa en la obra de la redención, es nuestra madre en el orden de la gracia. Esta función constituye una dimensión real de su presencia en el misterio salvífico de Cristo y de la Iglesia.

María entraba de manera muy personal en la única mediación entre Dios y los hombres, que es la mediación del hombre Cristo Jesús. Si ella fue la primera en experimentar en sí misma los efectos sobrenaturales de esta única mediación -ya en la anunciación había sido saludada como llena de gracia- entonces es necesario decir que, por esta plenitud de gracia y de vida sobrenatural, estaba particularmente predispuesta a la cooperación con Cristo, único mediador de la salvación humana. y tal cooperación es precisamente esta mediación subordinada a la mediación de Cristo.

En el caso de María se trata de una mediación especial y excepcional, basada sobre su plenitud de gracia, que se traducirá en la plena disponibilidad de la esclava del Señor. Jesucristo, como respuesta a esta disponibilidad interior de su Madre, la preparaba cada vez más para ser madre, para todos, en el orden de la gracia.

RESPONSORIO                                                                                                 Is 61, 10; Lc 1, 46-47
R. Desbordo de gozo en el Señor, y me alegro con mi Dios: * Porque me ha puesto un traje de salvación, como novia que se adorna con sus joyas.
V. Proclama mi alma la grandeza del Señor, se alegra mi espíritu en Dios mi Salvador . * Porque me ha puesto.

La oración como en Laudes.

Laudes

Benedictus, ant. Bendita eres, santa Virgen María: asociada al Redentor; con tu generosa entrega y tu intercesión, eres manantial de gracia para todos los hijos de Dios.

Oración

Señor, Dios nuestro, que, por el misterioso designio de tu providencia, nos has dado a tu Hijo Jesucristo, único Mediador ante ti, por medio de la Virgen María, y la has asociado a la obra de la redención humana, concédenos que ella nos alcance de tu Hijo la abundancia de la gracia y nos lleve al puerto de la salvación eterna. Por nuestro Señor Jesucristo.

Vísperas

Magníficat, ant. Todas las generaciones te alabarán, Virgen María, porque nos diste al Autor de la gracia, Cristo el Señor.

Anuncios

Acerca de OFS Avilés

Fraternidad de la Orden Franciscana Seglar de San Antonio de Avilés (Spain)
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s